En este capítulo de la serie veremos cómo seleccionar los mejores precios de los aparatos y de la instalación del aire acondicionado para una misma calidad y eficiencia energética. Una vez determinadas la marca (o marcas) que nos ofrezcan mejor garantía, según lo explicado en artículos anteriores, llega el momento de efectuar la compra de los aparatos y de contratar la instalación.

El primer consejo, repetido con anterioridad, es procurar que el aparato y la instalación se compren en el mismo sitio. De esta manera evitaremos muchos problemas de funcionamiento en el futuro. Ya he explicado que la instalación de los aparatos es tan importante cono su misma calidad, ya que los problemas vienen luego más por instalaciones defectuosas o chapuceras que por la calidad y funcionamiento de los aparatos.
Desconfiad de las gangas, ofertas, rebajas, descuentos, etc, en estos aparatos. No compréis el más barato si no tenéis seguridad de su buen resultado. Especialmente en las marcas blancas se han cometido verdaderos latrocinios en nuestro país en años recientes, Un buen aparato tiene un precio correcto y requiere de una buena y acertada instalación, que cuesta mucho más que una chapuza. No creáis en las gangas en este tema del aire acondicionado, pues tendréis problemas de entrada y si va funcionando, es muy posible que ante una avería sencilla, no se encuentren en el mercado piezas de repuesto específicas de ese modelo. Sobre esta tena os aseguro que podría escribir un libro con los engaños y trapacerías cometidas por algunos importadores y también por vendedores, incluso de categoría, que luchando por bajar el precio, han sacrificado unos pocos euros por un desastroso funcionamiento, calidad y Servicio de los aparatos.
Acudid siempre a un buen profesional conocido en la zona, o a un gran distribuidor que os garantice su continuidad y solvencia. Si luego tenéis un problema con el aparato o la instalación, solo el vendedor responsable os atenderá y solucionara el problema, otros desaparecerán del mercado o cuando llegue el problema no darán la cara.
Decididos ya unos buenos profesionales, hay que comprar aparato e instalación en el mismo punto de venta. Para ello, y una vez vista vuestra casa y recomendado las potencias, aparatos, etc, debéis pedir no uno sino dos o más presupuestos, a ser posible con idénticos o similares modelos y marcas, donde se incluya la instalación. Luego elegís el que más os convenga,
Es muy importante no pagar más de lo necesario, pero que no sea menos a costa de la calidad del aparato o de la instalación. 
Necesitarás una factura por el aparato y por la instalación. A ser posible, en una sola factura ambas cosas. Guárdala bien por si la necesitas por algún problema.
Desconfiad de los que os ofrecen un 21 % de descuento (no cargar el IVA). Además de ser ilegal y sancionable, os quedaríais sin ningún justificante en el caso de problemas con el aparato o la instalación. Este punto de la factura es FUNDAMENTAL.
Os deseo el mejor acierto en vuestra elección. En el próximo artículo hablaré de las novedades más recientes en los aparatos de aire acondicionado. Normalmente los más recientes son los más completos y mças eficientes, pero hay también diversos complementos que pueden ser de interés a la hora de decidirse por un aparato o marca.