Hace unos días se ha producido la compra del grupo italiano INDESIT COMPANY por la estadounidense WHIRLPOOL, por 758 millones de euros. Eso ha ocurrido el pasado dia 10 de Julio después de varios meses de negociaciones para la venta del grupo INDESIT (marcas INDESIT, HOTPOINT y SCHOLTÉS) con ELECTROLUX, Grupo BSH (BOSCH-SIEMENS) y la china SICHUAN CHANGHONG ELECTRIC. Es el fin del mayor grupo italiano de electrodomésticos que no ha conseguido mantenerse en el mercado que, como llevo diciendo desde hace años, le van quedando una decena para que el número de fabricantes mundiales de estos aparatos se reduzca a una docena. Todos los demás fabricantes actuales irán cerrando o serán absorbidos por otros más potentes del sector. En este caso el grupo comprador es WHIRLPOOL, que lleva absorbidos en su trayectoria docenas de fabricantes y marcas.

 
Esta es la segunda vez que hablo de WHIRLPOOL en el blog. La primera fue el 30 de Junio de 2.013 con mi artículo ¿Por qué nunca hablo de WHIRLPOOL? …me pregunta un lector” . Si hoy vuelvo a hablar de esta marca/fabricante es por la novedad de haberse quedado con la multinacional italiana INDESIT por un plato de lentejas (758 M€) siguiendo con su política depredadora de absorciones para ir aumentando su potencial de mercado y beneficios. Leo en la revista ALIMARKET

“…a pagar 758 M€ por la participación equivalente a 66,8% de los derechos de voto de la italiana para, en una segunda fase lanzar una oferta de compra por el resto de las acciones que no controla. En ella Whirlpool pagará 11 euros por acción en tres operaciones simuláneas adquiriendo el 42,7% que poseía la patrimonial Fineldo, SpA en Indesit, a continuación el 13,2% controlado de forma directa por la familia Merloni y el 4,4% de Claudia Merloni. En conjunto se trataría del 60,3% si bien es cierto que estos tres bloques accionariales representan el 66,8% de los derechos de voto en la italiana. Tal y como indican ambas empresas en una nota de prensa conjunta, la operación está sujeta, como es lógico, a la aprobación de la autoridades de la competencia italianas y europeas, visto bueno que ambas compañías creen que podría darse antes de finalizar 2014.

Del mismo modo, Whirlpool está obligada según reza en la legislación italiana a lanzar una Oferta Pública de Adquisición del resto de los títulos de Indesit a un precio equivalente al más alto abonado en este acuerdo y que ha sido de 11 €.
Según Jeff M. Fettig, presidente y consejero delegado de Whirlpool Corp “esperamos esta oportunidad para posicionar nuestro negocio europeo de cara a crecer y generar valor junto a una compañía bien conocida y respetada como Indesit”. De hecho, creemos que nos colocará en una posición idónea para afrontar un crecimiento sostenible en el muy competitivo y cada vez más global mercado de los electrodomésticos en Europa. Whirlpool ha demostrado su capacidad para crear eficiencias y valor a través de adquisiciones por lo que tenemos una gran confianza en que a través de está transacción ofreceremos una fuerte rentabilidad a nuestros accionistas y productos innovadores a nuestros condumidores”, añadió.”
…” Cabe recordar que el desembarco de Whirlpool en el mercado europeo tuvo lugar también a través de una compra; la del negocio de línea blanca de Philips….”

…”En el caso de España, la italiana está presente a través de Indesit Electrodomésticos, S.A. mientras que Whirpool opera desde hace años a través de una sucursal de Whirlpool Europe para el mercado ibérico. Según datos de participación de mercado en valor de GfK, Indesit cuenta en el mercado español con una cuota del 5,3% en 2013 (5,1% en 2012). Por su parte, Whirlpool tiene una participación en el mercado español de línea blanca del 1,9% (2,2% el año anterior…” 

…”La multinacional cuenta con 8 instalaciones de producción (tres en Italia, dos en Polonia y una en Reino Unido, Rusia y Turquía) y 16.000 empleados. A mediados de 2014, la compañía aprueba un plan valorado en 83 M€ y con un plazo de ejecución de tres años para relanzar sus instalaciones fabriles en Italia recuperando producciones de otros centros. La compañía cuenta con tres marcas de referencia como son ‘Indesit’ ‘Hotpoint’ y ‘Scholtés’.

Como se ha visto, el plan de INDESIT no ha servido para salvarla. Otro asunto curioso es la participación de ambas multinacionales en el mercado español de electrodomésticos de Línea Blanca: INDESIT cuenta con una participación del 5,3 % en 2.013 y WHIRLPOOL del 1,9 %. En el caso concreto de España, “el pez chico se come al grande…”
No quiero terminar este artículo sin hacer mención a tres párrafos de mi citado anterior artículo sobre  la marca WHIRLPOOL, donde decía:

“La marca en cuestión es muy antigua. Viene de 1911 y fuñe creada en EE UU. Pero la mayor parte de su actividad industrial ha sido ir comprando fábricas y marcas que por una u otra razón, habían caído en problemas económicos.

Entones llegaba la ”salvadora” y las compraba. Así sucedió tanto en su país de origen como en otras zonas del mundo, con las marcas Torbellino , Maytag , Jenn-Air , Amana , Roper , Acros , Ignis, (Italia)Philips ,(Holanda) Bauknecht ,(Alemania) Privileg y Brastemp y Embraco , (Brasil) etc. etc.

Que nadie piense que esta última anécdota del negocio es la que me lleva a no considerar esa marca como puntera. No lo es porque de un comglomerado heterogéneo de fábricas es imposible que salga una política común de calidad, innovación y tecnología. Solo es posible, como siempre han demostrado, que se puede ganar más dinero a costa de los demás. Esa es su filosofía de empresa: ganar dinero, sea como sea y pague quien pague, mientras no sean ellos…

En España ha vendido con las marcas PHILIPS (siempre aparatos fabricados por terceras marcas, IGNIS, fabricada en España por la filial de IGNIS Italia, y Bauknecht , de la fábica alemana de esa marca comprada por WHIRLPOOL,”

Creo que en este caso puede aplicarse aquello de “ya lo decía yo…”y también “más de lo mismo”.