Categorías
Ahorro energético Eficiencia Energética Emisores Térmicos Publicidad engañosa

LEROY MERLIN: un engaño más sobre los Emisores Térmicos

 
Utilizando una argucia, LEROY MERLIN dice en su web sobre uno de los emisores térmicos de los que vende “… proporciona 100 minutos de inercia térmica por 60 minutos de consumo…”. Está clara la intencionalidad y la doblez de la frase: hacer creer a quien la lea, que 60 minutos de consumo, los convierte en 100 minutos de calor por la “inercia térmica“ del “invento”. 
Este asunto viene de que hace unos días, un lector, CARLOS, me hizo algunas preguntas sobre los emisores térmicos en un comentario dejado en mi blog, y como vi que sus planteamientos eran muy interesantes, en lugar de contestarle en la columna de comentarios del blog, elaboré un artículo nuevo sobre la publicidad engañosa de HAVERLAND
Pues bien, ayer recibí un nuevo comentario del amigo CARLOS, que voy a reproducir, donde me dice que lo ha entendido perfectamente, y me plantea el tema que me lleva hoy a dedicarle otro artículo: ¿Dónde está el truco de lo que dice LEROY MERLIN? Veamos lo que escribe Carlos:
«Carlos ha dejado un nuevo comentario en su entrada «HAVERLAND: Publicidad Engañosa de sus emisores tér…«: 
 
“Estimado Antonio. Muchas gracias por tu rápida y clarificadora explicación. Lo que me llena de dudas ahora, es cómo se está permitiendo este fraude tan claro de publicidad engañosa. Hay empresas que publican abiertamente que se ahorra con estos radiadores, indicando cifras, y la gente que los compra pensando que les va a costar menos que la catalítica y luego se llevan la sorpresa.
 
Te pongo otro ejemplo, Leroy Merlín. Mira este modelo de «emisor» y dime dónde está el truco:https://tiendaonline.leroymerlin.es/leroymerlinonline/calor/emisores-termoelectricos/ficha.html?idProd=12412
No entiendo eso de que por cada 60 minutos de consumo proporciona 100 minutos de inercia térmica.
 

Yo, lo cierto es que tengo en casa algunos emisores y estoy contento con ellos, si bien es cierto que se utilizan en habitaciones donde pasamos poco tiempo, y otro lo tengo programado para que se encienda un rato antes de que lleguemos a casa por la noche y otro rato antes de levantarnos por la mañana, con la idea de caldear un poco el ambiente. El resto del tiempo, utilizamos unos radiadores murales a gas que no se pueden programar. Por cierto, sería interesante algún artículo tuyo sobre este tipo de radiadores, creo que son poco conocidos y otra alternativa de calefacción más. 
 
Gracias por tu tiempo y un saludo” 
 
Carlos, me anoto tu sugerencia de hablar en un artículo sobre los radiadores murales a gas. Respecto a los emisores térmicos de tu domicilio, estás haciendo lo correcto. Programar sus tiempos de funcionamiento y conexiones y desconexiones en cada momento del día y de la noche. Solo se ahorra con ellos (como con cualquier otro aparato de calefacción eléctrico), cuando no funcionan o se rebaja la temperatura que ponemos para la habitación. Nunca por mayor rendimiento, como sabes.
Leído lo anteriior, voy a la web de LEROY MERLIN y encuentro lo siguiente:
“Serie ZARCI SOLESTONE 
Piedra natural con resistencias eléctricas distribuidas en paralelo alrededor de la piedra. Programador inalámbrico digital. Proporciona 100 minutos de inercia térmica por 60 minutos de consumo.” 
Como veis, amigos lectores, en el tema de los engaños de los emisora térmicos llegamos a situarnos ante el prestidigitador que convierte 60 minutos en 100. Por eso el amigo Carlos pregunta dónde está el truco. Y tiene toda la razón, pues es un truco, una mentira, una falsedad, una argucia para confundir y enredar al posible comprador, que a diferencia de los “magos” del teatro o de la televisión, a los que vemos por distracción, aquí lo que hace el vendedor (LEROY MERLIN en este caso) es sacarse de la chistera una cosa que parece un conejo. Que la inmensa mayoría de los espectadores cree que está viendo un conejo. Pero no es verdad. No es un conejo: es un engaño. Lo que sucede es que quien no haya visto en su vida un conejo le presentan una liebre o una rata y no la distingue. Porque no tiene que conocer la diferencia.
De eso se aprovecha el vendedor, que en este caso “casi dice” que enchufando 60 minutos calienta 100. Y digo “casi dice” porque realmente no dice eso. Lo que dice en verdad es que “Proporciona 100 minutos de inercia térmica por 60 minutos de consumo”. El truco, amigo Carlos, está en la “inercia térmica”.
La realidad de los hechos es: la piedra natural en cuestión se alimenta de calor a través de unas resistencias eléctricas “en paralelo” (menuda chorrada la aclaración, ¿Qué nos importa si la resistencia va en serie, en paralelo, en el metro o en autobús?). O sea, que el artilugio se alimenta de electricidad, CONSUMIENDO KWh DURANTE 60 MINUTOS. Si el aparato es de una potencia de 1.000 vatios (1 KW, durante los 60 minutos) “comiendo» electricidad habrá consumido 1 KWh. Hasta aquí, todo claro, supongo.
Veamos el siguiente razonamiento: No aclara si los 100 minutos de duración de la milagrosa inercia térmica se empiezan a contar desde el primer momento de empezar o dura 100 minutos la inicia térmica después de los 60. Vamos a tomar esto último.
Recapitulemos: el artilugio milagroso ha consumido, durante los 60 minutos, 1 KWh, que se ha transformado, como ya sabéis, en 860 kilocalorías. Una parte de ellas se ha almacenado en la barriga del artilugio y otra parte de esas calorías las ha ido cediendo al ambiente durante los 60 minutos que ha estado CONSUMIENDO ELECTRICIDAD.
CALENTANDO
Supongamos que en el inicio, la habitación donde se produce el fenómeno mágico estaba a 15ºC. Con lo que ha ido calentando durante los 60 minutos de consumo, pongamos que ha cedido al ambiente la mitad de las calorías, con lo que se ha elevado la temperatura de la estancia hasta los 20ºC. Le quedan en la «barriga” todavía la otra mitad, 430 Kilocalorías. Por esa “comida” el aparato se ha puesto a una temperatura de 50ºC. Se desconecta el aparato y ¿Qué sucede?
Muy sencillo: el aparato se encuentra a una temperatura de 50ºC y el aire ambiente está a 20ºC según hemos dicho. El aparato empezará a ceder calor (las 430 Kilocalorías restantes) al ambiente. ¿Hasta cuándo? pues hasta que su temperatura baje desde los 50ªC a los 20ºC de la habitación. En ese momento han pasado 100 minutos. Cuando la temperatura está equilibrada, ya no puede ceder más calor. Pedro ha estado soltando “calorcito» (cada momento un moco menos) hasta el equilibrio, cuando ya no puede soltar nada.
Le doy a LEROY MERLIN una genial idea gratuita: como el artilugio mágico todavía está a 20ºC (equilibrado con el ambiente de la habitación) todavía podemos sacarle más calor. Lo llevamos a la calle, que está a 10ºC, y todavía seguirá soltando calor al ambiente otros cuantos minutos, hasta que se quede a los 10ºC de la temperatura de la calle. ¿No es genial la idea? ¿No es más «rendimiento» todavía? ¿No sigue calentando unos minutos más?
Me pongo serio: ¿No es verdad que el calor que ha acumulado el aparato (en español se le llama ACUMULADOR, que se calienta durante las horas nocturnas y cede el calor durante el día siguiente). Decía ¿No es verdad que el aparato ha estado consumiendo Kilovatios durante los 60 minutos? Que una parte del calor generado por el consumo eléctrico lo ha ido soltando y otra parte se la ha guardado para ir soltandola luego? ¿Cuál es el ahorro? CERO, amigos míos. Lo comido por lo servido. No hay conejos en esa chistera. Eso es un timo. LEROY MERLIN, a sabiendas o no, está induciendo a creer que se ahorra dinero con el invento, y el ahorro es cero. Ninguno. Nada. Simplemente tarda en acabar de ceder el calor que antes ha absorbido y que hemos pagado en Kilovatios hora. Para que se cumpliera el engaño, el emisor térmico debería estar proporcionando, al desconectarlo, durante 100 minutos LA MISMA CANTIDAD DE CALOR, CONSTANTE, no ir cediendo, como realmente hace, cada momento un poco menos de calor…hasta llegar a nada.
El `problema de estas argucias es que confunden a la gente lega en la materia, en su propio beneficio. Y digo eso de «lega en la materia» (que desconoce el tema) porque los clientes de LEROY MERLIN o de quien quiera que venda estos aparatos, no tienen la obligación de haber estudiado termodinámica para descubrir el timo. Eso es un abuso y una tomadura de pelo. 


Y la culpa legal no es del fabricante (que la origina con sus datos publicitarios), sino, como dice la ley de venta de aparatos EUROPEA, la culpa de que el aparato no se ajuste a lo que dice  su publicidad es SIEMPRE DEL VENDEDOR, que vende “humo” engañando al consumidor. Y si no lo sabe el vendedor…¡Que estudie termodinámica!. Es su problema. Que no se crea al primer fabricante que le venda milagros. Lo que no puede ser, no puede ser, y además es imposible, como decía el torero cordobés Rafael Guerra. 


Esta máxima podríamos aplicarla, cada día, a docenas de anuncios de todo tipo que exageran y/o mienten como bellacos directamente,  en perfecta impunidad (y a veces con el apoyo) de instancias oficiales, sin que ninguna meta mano en los engaños. Solo unos cuantos ilusos clamamos en el desierto. ¿Verdad, amigo Antonio Moreno Alfaro?. Ya lo sé Antonio, ya lo sé. ¡Hay que seguir luchando!

Por ACDCLE

El blog de novedades, tecnología, cuidados contra estafas, timos y los engaños más comunes en electricidad, consumo y fake news.
Actualidad de tu interés, de manera simple y divertida.

16 respuestas a «LEROY MERLIN: un engaño más sobre los Emisores Térmicos»

Me considero mayoritariamente escéptico y los reclamos publicitarios suelen despertar todavía más en mí esta faceta, pero en este caso he de decir que no estoy de acuerdo en absoluto.

Este es el anuncio de Leroy Merlin:
«Piedra natural con resistencias eléctricas distribuidas en paralelo alrededor de la piedra. Programador inalámbrico digital. Proporciona 100 minutos de inercia térmica por 60 minutos de consumo.»
¿Donde está el engaño?

En el artículo se tergiversa el anuncio. En ningún lado dice que las resistencias estén conectadas en paralelo o en serie, sino que están «distribuidas en paralelo alrededor de la piedra», cosa muy diferente y, por otra parte, bastante lógica, puesto que estas ceden parte de su calor (cuando están funcionando) a la piedra, que actúa como acumulador pasivo, cediendo ésta a su vez el calor acumulado al ambiente (sin necesidad de estar las resistencias funcionando), lo cual definen en Leroy Merlin como «100 minutos de inercia térmica», sin mencionar en ningun momento que el calor sea «constante» durante esos 100 minutos.

Por otra parte el «consumo» tampoco tiene por que ser constante, ya que el aparato seguramente dispondrá de un termostato que desconecte una vez alcanzada determinada temperatura.

Como mucho se podría catalogar el anuncio como con información insuficiente para el usuario, pero no como un engaño.

PD: No tengo ninguna relación de ningún tipo con Leroy Merlin.

Un saludo. Juan.

Buenos dias Antonio,

estoy de acuerdo en tu razonamiento, no tiene ningun pero. En terminos totales el calor suministrado y la potencia electrica consumida (los euros, vamos)van a ser siempre los mismos. Sin embargo cmo tu bien dices lo que varia es el modo de suministrar el calor a lo largo del tiempo. En tiendo que los emisores secos se calientan rapidamente y ceden todo el calor simultanea al consumo de energia de la resistencia, y los fluidos tardan más en calentarse pero tambien tardan más en desprender la potencia calorifica adquirida. En terminos de eficiencia son iguales. Pero no en el tiempo.

Y ahora mi pregunta:

En mi caso la variable del tiempo y del modo de calentar cre que si puede ser condicionante para elegir un emisor u otro. Te cuento: quiero calentar una terraza acristalada de 9m2 (he pensado meterle 1000W de aparato) para acondicionarla para zona de juegos, por lo que su uso va a ser muy concreto, un par de horas al dia. Por supuesto la estancia esta MUY MAL aislada ya que existen fugas termicas en los mecanismos de los cristales,… etc. En tiendo que si pongo un emisor termico seco convencional alcanzara rapido la temperatura pero debido a las fugas enseguida la perderá y necesitará encender denuevo la resistencia. Con un emisor fluido tardara más en alcanzar la temperatura (cuanto más?)pero luego contrarestara durante un rato la fuga termica hasta que baje a la temperatura del termostato (cuanto?, se me habran pasado ya las 2 horas de juego y estare suministrando calor inutilmente?). Por otro lado estan los ultramodernos ceramicos de 400 euros que dicen que con la placa ceramica POSTERIOR dirigen más la salida del calor manteniendo posteriormente el funcionamiento del de fluido (INERCIA TERMICA). Tu que estas más metido en el cotarro, cual pondrias? Yo ahora mismo creo que por la diferencia de precio seria mejor en mi caso uno covencional. Que piensas tu? Alguna otra solucion? (no puedo poner bomba de calor, ya tengo colocada alli el aparato exterior del split del salon y no tengo donde colocar otro aparato exterior).

Buenos días, JUAN

Voy a contestar a tu defensa de la publicidad de LEROY MERLIN.

¿Me quieres decir qué importancia tiene para el consumo, la eficiencia energética o la calidad el que las resistencias vayan enrolladlas en paralele a la piedra natural? Simplemente son palabras para intentar engrandecer algo que no tiene ninguna importancia en absoluto. Que se enrollen en paralelo, cruzadas, perpendiculares o en círculo, no afecta para nada a nada. No tiene ningún valor, no bueno ni malo. ¿Por qué se destaca entonces? Supongo que para impresionar con palabras que “suenan”, pero que en realidad son “humo”.
No necesito que me expliques que gracias al paralelismo de las resistencias enrolladas en la piedra, ésta se calienta durante 60 minutos y luego va cediendo el calor durante 100 minutos. Eso ya lo ´se, todos lo sabemos, y así queda escrito en mi artículo. El engaño no está en no decir la verdad, sino en inducir a creer, como se ha demostrado en el caso de quien me hizo la consulta y supongo que en otros muchos lectores, que el texto, tal como está expuesto, INDUCE a que se entienda lo que textualmente no dice: que calentando 60 minutos te calienta 100 minutos pero no aclara QUE EL CALOR EMITIDO ES MENOR A CADA SEGUNDO TRANSCURRIDO, NO CONSTANTE., LLEGANDO AL FINA A NADA. Esta omisión es la que induce al error.

La publicidad engañosa no siempre es directa. Muchas veces se insinúa o el publicista te lleva a que entiendas, de forma retorcida, lo que a él le interesa. Y ese, amigo mío, es el caso de esta publicidad.

Saludos cordiales

Antonio Vazquez

Buenos días, FEDERICO,

Entendido tu problema. No puedes poner bomba de calor por los cristales, aunque tampoco te lo recomendaría en este caso, pues no llegaría a amortizar su coste con un funcionamiento de dos horas diarias.

Tampoco te aconsejo estufa de butano, ya que como sabes, en la combustión se produce vapor de agua, que en tu caso, al chocar contra los cristales fríos los empañaría.
Creo que lo que más te interesa es un calefactor eléctrico. Pero bajo mi criterio, yo no me metería en acumuladores ni historias. Cualquier tipo de acumulador (incluidos los famosos emisores térmicos) acumulan parte del calor para soltarlo despacio cuando se apagan. Y eso creo que en tu caso no te interesa. Lo que necesitas es un calefactor que en cuanto llegues a la habitación caliente de inmediato, si tragar más calor, aunque te lo devuelva…cuando te hayas ido, pasadas las dos horas.
Respecto a las fugas, solo dependen, en cuanto a su cantidad, de la temperatura que pongas. Más fugas a más temperatura. Tampoco veo ningún inconveniente en que la estufa se vaya conectando y desconectando. Te recuerdo que los «extraordinarios» emisores térmicos llevan un termostato de precisión, que lo conectaran con una variación de medio grado…Ese sí que iría conectándoos e desconectándose con más frecuenciaCuanto más elevada, algo más de fuga. Pero igual para todos los
sistemas.

Como vas a controlar tú mismo el funcionamiento y la temperatura cada día, yo no me complicaría: un simple radiador ¿El más barato? Que lleve termostato (no es necesario programador) y que no acumule, sería mi consejo. Llegas, lo peines, calienta de inmediato y cuando te vas, que se enfríe también de inmediato. ¿Para qué necesites que siga calentando? Me dirás que un acumulador lo apagaría antes, para que siga dando calor. Sí, pero poco. Sentirías frío o el termostato lo volvería a conectar.
Espero que mis reflexiones te sirvan en tus dudas.

Saludos cordiales

Antonio Vazquez

No termino de entender la explicacion , dices que el emisor en una hora suelta solo la mitad de las calorias y el resto que quedan acumuladas las va soltando despues hasta los 100 min. pero como me lo demuestras , decir es muy facil.
Un radiador de aceite de 1500W no es capaz de calentar mas de 12 o 13 metros cuadrados con un emisor de 1000W caliento la misma superficie y en el transcurso de varias horas de uso el radiador habra estado mas tiempo consumiendo luz que el emisor dada la menor inercia termica que posee y eso lo he medido personalmente en tiempo de consumo por aparato y con medidores de consumo , o lo que es lo mismo matematicamente probado que el emisor llegara a consumir hasta un 55.1% menos que el radiador en un uso de cinco horas a una temperatura de 21º.
Un saludo

Buenas noches, Anónimo,

No tengo nada más que demostrar. He dedicado tantos artículos a aclarar el engaño que no voy a repetir argumentos. Ahí están para quien quiera entenderlos. Además, alguien tan entendido como tú, que has llegado a medir “con un medidor de consumo” y que has demostrado “matemáticamente” que el emisor llega a consumir un 55,1 %, menos que un radiador eléctrico cualquiera, no necesita más explicaciones por mi parte. Por cierto, la exactitud del “medidor de consumo” y/o de tus cálculos matemáticos, ajustando hasta un 0,1%, me dejan realmente impresionado.

Te doy un consejo gratuito: dirígete a los fabricantes de esos maravillosos y EFICIENTES emisores térmicos (según tu) y véndeles tu invento que demuestra el ahorro del 55,1 %. Te harán rico, pues están buscando con un candil, como locos y con toda clase de artimañas, el conseguir un argumento para seguir engañando a la gente con el supuesto ahorro de electricidad de esos artilugios. Por cierto, te aconsejo también patentar antes tu invento, no vaya a ser que lo apliquen y luego no te paguen.

Te deseo mucha suerte.

Antonio Vazquez

La diferencia entre estas estufas eléctricas y las «de toda la vida» a mi entender es el termostato, en las convencionales, las que cuestan menos de 100 €uros la resistencia se conecta y desconecta con la variación de un grado y en estas (que cuestan muchos cientos de €urazos) cada unas pocas decimas de grado, me explico, supongamos que yo quiero que mi estancia esté a 20 grados, con uno de los baratitos, la temperatura oscilará entre 20 y 21 grados, mientras que con los caritos entre 20 y 20'1 grados.

Como muy bien dices, de un Kw/h salen, como maximo, 860 Kcal, es fisica de 7º de EGB, y me consta que aún nadie a conseguido desmentir el principio de termodinámica de que la energía ni se crea ni se destruye, pero también hay que aclarar lo que es una caloría: es la cantidad de energía necesaria para pasar un gramo de agua de 14'5 a 15'5 grados centígrados. Fijaros que en la definición viene la temperatura ¿por qué? porque no se necesita la misma energía para subir un grado la temperatura de algo que está a 15 grados que a algo que está a 20, cuanto mayor sea la temperatura, mas energía hace falta para subir un grado su temperatura.

Yo pensaba que el supuesto ahorro de estas estufas era precisamente eso, que la temperatura era mas constante, no dejaban enfriar un grado el local, para luego tener que volverlo a calentar. En cualquier caso, aunque con este tema consigan ahorrar unas cuantas calorías, no creo que la diferencia de precio del radiador compense el supuesto ahorro

a mi es que en Leroy Merlin no me ven el pelo desde hace mucho tiempo.
Muchas gracias por la informacion Antonio siempre es util para los despistados como yo.

HOLA ANTONIO SANCHEZ, ESTOY UN POCO LIADO EN ESTE TEMA DE EMISORES TERMICOS ,TENGO UN SALON DE 20 M CUADRADOS Y PENSABA PONER UN PAR DE EMISORES DE CERAMICA ( EL DEL LEROY MERLIN) QUE DICE QUE DE CADA 60 MINUTOS SE PAGA SOLO 10 MINUTOS,O SI NO QUE OPCION ME DARIA USTED, MUCHAS GRACIAS

Gracias por la información. Mañana iba a gastarme un pastón en emisores térmicos cerámicos pero después de leer todos los artículos he decidido comprar emisores con fluido y ademas de los baratillos. Lo único que tendré en cuenta es que tengan termostato y que sean programables. La duda que tengo es que para un salón en forma de L con 25 metros cuadrados. ¿es mejor poner 2 emisores con los vatios correspondientes o repartir el calor en 3 emisores? El precio solo cambia en 20 euros el total.

Un saludo Juan Verona

Buenos días, ANÓNIMO,

Todos los calefactores consumen lo mismo a igualdad de potencia y dan la misma cantidad de calor por la energía consumido.

Lo que dice LEROY MERLIN es una falsedad. Lo que sucede es que al principio del funcionamiento de esos emisores, en vez de enviar todo el calor generado al ambiente, calientan primero la cerámica (o las piedras, o el aceite), empleando parte del calor generado. Luego, cuando se desconecta el aparato, si la temperatura alcanzada por la cerámica (a costa del calor que no ha ido al ambiente) ha llegado, por ejemplo, a 100 ºC, seguirá emitiendo calor al ambiente durante un rato, pero cada momento un poco menos, conforme se vaya rebajando la temperatura que va cediendo al ambiente. Claro que en ese rato no consume, pues está soltando el calor que “robó” al principio, en vez de soltarlo todo al ambiente-
+
Si te interesa más este tema, uno de estos días voy a escribir un nuevo artículo hablando ampliamente de este engaño.

Y si quieres un consejo, compra el aparato más bonito o el más barato. TODOS CONSUMEN LO MISMO PARA DAR IDÉNTICO CALOR.

Saludos cordiales

Antonio Vazquez

Buenas tardes, JUAN,

Mejor tres aparatos que dos o que umbo., Lo ideal es distribuirlos para que vayan calentando por zonas, aunque la potencia total sea la misma.

Celebro haber llegado a tiempo de ahorrarte un dinero importante. Lo que no se si llegaré a tiempo de este consejo. Es que recibo docenas de comentarios todos los días y no doy abasto, por lo que llevo retraso en las respuestas.

Saludos cordiales

Antonio Vazquez

Impresionante la aclaración, estaba planteandome adquirir unos radiarores que tenian expuestos en dicho establecimiento, pero consultare primero con alguien que no trate de «venderme humo».
Gracias.

Buenas,

Mi opinión que son más limpios que el gas. Puedes prograrlo por horas y temperatura, cambiar de sitio. He tenido Gas y ahora tengo calor azul y el consumo es parecido.

Antes de comprar en estos centros de Leroy Merlin, tendría en cuenta que si el producto es de los catalogados como de calefacción y le sale defectuoso de fábrica, no lo podrá cambiar por uno nuevo ni le devolveran el dinero, pese a que el en ticket ponga todo lo contrario.
Preparese a esperar muchas semanas mientras el producto es enviado al Servicio Técnico y sea reparado. Tal vez ya haya pasado la época de utilización, como en mi caso para invierno, y haya pagado un aparato que ya no podrá utilizar hasta la siguiente temporada.
Olvidese de reclamar, pues los derechos del consumidor para esta empresa son nulos.
En mi caso personal, el resultado es de una sensación de impotencia, engaño y estafa ante tales prácticas.