Leyenda Urbana: ¿Se ahorra dinero dejando los fluorescentes encendidos si vas a volver pronto a la habitación?


 

No amigos lectores, NO ES CIERTA la «leyenda Urbana» que dice que es mejor dejar encendido el tubo fluorescente si vais a volver pronto a la habitación, en lugar de apagarlo. Sin embargo hay muchísima gente, incluso profesionales electricistas que dan consejos en sentido contrario: que si vas a volver a la habitación antes de: 20 minutos según algunos, media hora según otros y he oído que hasta tres cuartos de hora, dicen que es mejor no apagar la luz, pues en el momento de la puesta en marcha consumen tanto que compensa dejarlos encendidos si vas a volver pronto. 

Decía Joseph Goebbels, ministro de propaganda de Adolf Hitler, que una mentira repetida mil veces se convierte en verdad. Y parece cierto, especialmente en “leyendas urbanas», tan frecuentes en nuestra sociedad. 

Pero volvamos al principio. Veamos lo que ocurre en el encendido del tubo fluorescente y, por extensión, en las llamadas bombillas de “bajo consumo” que no dejan de ser tubos fluorescente más sofisticados, pero con el mismo principio de los “tubos.

No voy a profundizar (no es esta la ocasión) de explicar el funcionamiento de los tubos. Solo diré que se trata de un tubo de cristal que contiene una pequeñísima cantidad de mercurio a menor presión que la atmosférica, en presencia de unos compuestos químicos sobre el interior del cristal del tubo que al recibir una luz ultravioleta emiten luz visible. En ambos extremos del tubo se encuentra un filamento hecho de tungsteno, que al calentarse al rojo produce la ionización de los gases (argón y vapor de mercurio).

Según la Leyenda Urbana, al encenderse el tubo fluorescente, se eleva el consumo por los picos de corriente, que produce la captación de mucha intensidad. Pero estos “picos” duran milisegundos, por lo que la intensidad consumida por ellos es despreciable. 

Veamos ahora cuánto se consume en el arranque del tubo fluorescente. Como a veces no se produce en el primer “disparo” del cebador, vamos a considerar que se producen varios “disparos” y dura el encendido 5 segundos. Tomemos un tubo normal de 40 vatios (40 W). Su consumo durante los 5 segundos del arranque será de 5 x 40 W = 200 W x segundo. 
Vamos a suponer que nos vamos de la habitación después de 2 minutos (120 segundos). El consumo durante estos dos minutos ha sido de 40 W x 120 seg = 4.800 W x seg. Si en lugar de arrancar el tubo y permanecer los dos minutos encendido, que ha gastado 4.800 W x seg, imaginemos que justo después de encenderse nos hubiéramos ido de la habitación APAGANDO LA LUZ, nos hubiéramos ahorrado los 4.800 W consumidos. Pero al volver, se hubiera producido de nuevo otro encendido que cuesta de consumo 200 W x seg. Fijaros que apagando la luz nos hubiéramos ahorrado en esos dos minutos, a pesar del nuevo coste de encendido, 4.800 W x seg – 200 W x seg = 4.600 W x seg. Por consiguiente, apagando la luz al salir, nos hemos ahorrado en esos dos minutos, 4.600 W x seg. Lo que representa un ahorro (al apagar la luz durante esos dos minutos) de 4.800/200 = 24 veces que dejándola encendida. 
Hay quien dirá que todo esto está muy bien, pero que, a la larga, con tanto encendido y apagado, el tubo fluorescente, el cebador o la reactancia, van a durar menos. De acuerdo. Van a durar algo menos que podrían durar no apagandolos nunca. Pero eso cuesta mucho más dinero. Pruebas de conexión-desconexión contínua han dado como resultado que son muchos miles de veces las que hay que apagar y encender el tubo para que deba cambiarse por esa causa (apagar/encender)
Ya lo sabéis, amigos lectores: Cuando salgáis de la habitación, APAGAD EL INTERRUPTOR DE LA LUZ, aunque vayáis a volver enseguida. Y aunque sean bombillas de incandescencia, tubos fluorescentes, bombillas de bajo consumo, LEDs, etc. Apagada la luz, NO CONSUME NADA. 
Previous Indecente: La factura de la luz se ha incrementado un 84,02 % en los últimos 4 años
Next TOSHIBA presenta el primer televisor en 3D del mundo, que no necesita gafas para verlo

9 Comments

  1. Anónimo
    mayo 11, 2012

    Hola Antonia, soy Gerardo. Totalmente de acuerdo, aquí te dejo esta explicación más corta y más intuitiva:
    El consumo de energía eléctrica se suele medir en kW·h. Supongamos que dejamos encendido un tubo fluorescente de 18 W durante 20 min (1/3 hora). La energía que consumirá será
    E = 18 W * 1/3 h = 6 Wh
    Supongamos que el mismo tubo fluorescente tarda 3 segundos en encenderse. Para que en 3 segundos se consuma la misma energía, veamos que potencia eléctrica debe demandar el tubo:
    P = 6 Wh / (3 / 3600) h = 7200 W = 7,2 kW
    Es decir, según la leyenda urbana, encendiendo un tubo fluorescente se produciría un pico de demanda que haría saltar las protecciones de la mayoría de las viviendas.
    Leyenda urbana, muy muy gorda.
    Un saludo

  2. javi sanchez
    mayo 14, 2012

    Tengo una duda respecto a unos modelos split de aire acondicionado Panasonic. El modelo split inverter estándar KIT-RE9-JKE-1 en sus especificaciones técnicas indica un COP: Nominal(Min-Max) de 4,02(5,29-3,57). ¿Quieren decir estos datos que cuando el aparato está en potencia mínima tiene 5,29 de COP y de esta forma supera con creces al modelo superior Etherea que tiene estos datos COP: Nominal(Min-Max) de 4,63 (3,54-3,85) ?. Me interesa saberlo porque habitualmente los aparatos que tengo de otras marcas los tengo funcionando al minimo.

    En los modelos Daikin TX25JV solo hay un dato reflejado como COP ¿estando en regimen de funcionamiento minimo los aparatos de aire acondicionado Daikin dan más rendimiento que lo que reflejan como COP en sus especificaciones técnicas?

    Me interesa saberlo porque quiero instalar en mi casa 2 split individuales. Yo ya tengo instalado el modelo Daikin TX25JV pero si el modelo Panasonic me da un 25% más de COP en regimen minimo de funcionamiento sería un gran ahorro aunque tenga menos funcionalidades. También son más silenciosos en regimenes minimos que los Daikin.

    un saludo

    P.D.: Muchas gracias por su trabajo y dedicación para informar de forma veraz y hacer comprensible para la gente de a pie estos conceptos tan importantes. De esta forma sabemos lo que estamos comprando y es menos facil que nos engañen.

  3. mayo 16, 2012

    En este artículo http://blogs.elpais.com/eco-lab/2012/04/es-mejor-dejar-encendida-una-bombilla-que-apagarla.html dicen, respecto al penúltimo párrafo sobre la duración de la bombilla y/o fluorescente que según su calidad aguantará más ciclos de encendido-apagado y, por tanto, menor será su consumo de electricidad… al no tener que gastarla para fabricar otra bombilla y en el reciclado, evitando así generar dióxido de carbono . Pero sigue saliendo más caro en el uso doméstico que como dice Antonio en el artículo.

  4. Anónimo
    julio 5, 2012

    esta claro que los tubos flurescentes apagados consumen menos que encendidos, que incluso el pico de encendido es insignificante.
    pero ala hora de decidirse por tubo flurescente o incandescencia pienso que si que tiene que tenerse encuenta el tiempo que va estar encedido y la frecuencia de encendido y apagados
    los tubos flrescentes tardan en dar la plenitud de su luz un tiempo considerable desde que son encendidos.
    la diferencia de coste de instalacion tambien hay que tener en cuenta
    el coste de reposiciones tambien.
    un tubo flurescente encendido en largos periodo dura muchas horas
    un tubo flurescente encendido en periodos cortos y frcuetes tanto el tubo como los cebadores duran mas bien poco.
    en el garaje de nuetro edificio tenemos un tubo encendido dia y noche, por seguridad, ese tubo con su cebador se cambia cada 2 años largos, si bien escierto que apatir del año o antes la luz que da es menor.
    no hace un año se cambiaron las luces de incadescecia, por tubos, que funcionan con detectores de presencia y por partes, del garaje, (el garaje es de bajo transito 27 plazas y la mitad vacias) en este este perido de medio año ya huvo que reponer varios tubos o cebadores.
    si se pusieran balsatros electronico en el lugar de la reatancia y cebador se mejoraria el consumo y el aranque y posible la duracion, aunque se aunmentaria el coste de instalacion ( en lugares de mucho uso compensaria al parecer segun fabricantes destes balastros)

  5. Anónimo
    diciembre 29, 2012

    Hola, me parece estupenda esta entrada. Yo también me había tragado esta historia sobre los fluorescentes.
    Sólo tengo que hacer una apreciación que, aunque no tiene que ver con el tema, me ha chocado al leerlo.
    La palabra tungsteno no existe en castellano. Está extraída de las publicaciones en lengua inglesa. Este elemento químico se llama wolframio en castellano. Soy químico y a nosotros nos duele verlo escrito así. De hecho, este elemento fué descubierto por unos españoles.
    Me encanta el blog, un saludo.

  6. febrero 5, 2014

    Buen apunte, Anonimo. 1783, Juan José y Fausto Elhúyar junto con Bergman consiguieron aislar el elemento, si no me equivoco. Hola Antonio, un saludo. Totalmente de acuerdo en que el mito no es cierto. Tan solo una puntualización. Los datos que indica el fabricante en el tubo (en tu ejemplo 40w) hacen referencia siempre a vatios/hora (w/h) por lo que el cálculo que presentas no es correcto puesto que estas mezclando unidades (w/h con seg.). Un tubo de 40w consumiría 0’011 w/seg. Si en el arranque se quintuplica esa potencia tendríamos 0’011×5=0’055 w/seg. (aprox. 200 w/h). En un arranque de cinco segundos consumiría 0’28 w/seg. y por tanto en los dos minutos de tu ejemplo (120 seg.) serían 0’011×120=1’33 w/seg. Consume en el arranque lo mismo que durante 26 segundos encendido. El incremento en el arranque tan solo se ha de tener en cuenta al hacer una previsión de cargas de un edificio, local o vivienda para calcular los elementos de protección (IGA, diferencial, magnetotérmicos) multiplicando el consumo por su factor de arranque para evitar que esos picos hagan saltar los elementos del cuadro en el encendido. Disculpa la extensión pero quería aclararlo lo mejor posible. La conclusión es la misma: apagar la luz es mejor. Un saludo y buena desmitificación.

  7. febrero 10, 2014

    No sé donde ves la discrepancia cuando hablo de vatios/segundo, cuando luego todo lo transformo en esa unidad de medida (segundos). Repasa mis cálculos y verás que te sale lo mismo.
    Vamos a suponer que nos vamos de la habitación después de 2 minutos (120 segundos). El consumo durante estos dos minutos ha sido de 40 W x 120 seg = 4.800 W x seg. Si en lugar de arrancar el tubo y permanecer los dos minutos encendido, que ha gastado 4.800 W x seg, imaginemos que justo después de encenderse nos hubiéramos ido de la habitación APAGANDO LA LUZ, nos hubiéramos ahorrado los 4.800 W consumidos. Pero al volver, se hubiera producido de nuevo otro encendido que cuesta de consumo 200 W x seg. Fijaros que apagando la luz nos hubiéramos ahorrado en esos dos minutos, a pesar del nuevo coste de encendido, 4.800 W x seg – 200 W x seg = 4.600 W x seg. Por consiguiente, apagando la luz al salir, nos hemos ahorrado en esos dos minutos, 4.600 W x seg. Lo que representa un ahorro (al apagar la luz durante esos dos minutos) de 4.800/200 = 24 veces que dejándola encendida.

    Antonio Vazquez

  8. febrero 16, 2014

    Un saludo de nuevo, Antonio y disculpa por el nombre, siempre aparece mi nick en el encabezado.. Ante todo agradecerte que leyeras todo el “rollo” que puse. Lo he repasado y tal vez sea yo el que se está haciendo un lío entre w/h y w/seg. Pero cuando dices “El consumo durante estos dos minutos ha sido de 40 W x 120 seg = 4.800 W x seg” estás multiplicando w/h (la lámpara consume 40 vatios en una hora, o sea, 0’011 vatios en un segundo), por segundos (120). Habría que dividir el resultado entre 3.600 segundos. Los minutos estás pasados a segundos pero no así los vatios/hora a vatios/segundo para hacer el cálculo. Es decir, si una lámpara consume 40 w (w/h especificados por el fabricante) en una hora, en dos minutos consumirá (40 w : 60 min) x 2 min = 1’33 vatios. Si consumiera 4.800 w en un segundo (4’8 Kw es más de lo que una vivienda media tiene contratado para toda la casa) tendríamos una lámpara de 4.800 w x 3.600 seg = 17.280.000 w/h. Mas que apagar la luz convendría quitarla jeje. No obstante, como bien dices, el mejor ahorro es la educación: reeducarnos y apagar las luces (y todo lo que consuma) si no la estamos utilizando. Un saludo y de nuevo gracias por estas reflexiones.

    Alberto