Consejos para gastar lo menos posible durante la pandemia del coronavirus


En estos días complicados muchas personas tienen bastantes dudas sobre cómo actuar con su dinero para gastar lo menos posible y prepararse para un escenario económico incierto.

La realidad actual es dura. Estar encerrados en casa para trabajar y llevar a cabo nuestras rutinas, para la mayoría de los españoles, se anotoja complicado. Como difícil es tener que ajustar los ingresos y gastos a lo largo de todo este proceso que dure la epidemia del coronavirus. Sobre todo, teniendo en cuenta que muchas personas tendrán que cobrar subsidios por desempleos al verse envueltos en procesos de ERTE o de paralización de su actividad –en el caso de muchos autónomos–.

¿Hay alguna recomendación que se puede seguir al respecto? La respuesta es que sí. Como punto de partida, explica Joselyn Quintero es asesora financiera, especializada en neurofinanzas y creadora de Armonía Financiera, para quienes no acostumbran a llevar sus cuentas, este es “definitivamente un momento de pánico”, ya que la incertidumbre no les permite conocer “el horizonte de utilidad de los recursos de los que disponen”. 

El principal consejo de la experta es que la planificación financiera de estos días “debe basarse en lo que nuestra metodología de Armonía Financiera”, o lo que es lo mismo: la seguridad financiera. Dicho de otro modo, limitarnos a los gastos que generen “el nivel de tranquilidad mínima para poder dormir”.

Quintero lo ejemplifica argumentando que hay que evitar a toda costa los gastos de pánico, que son aquellos que hacemos porque “los vemos en los demás”. Estos están basados en un sesgo cognitivo llamado “efecto manada”, según el cual seguimos a la mayoría porque creemos que lo que hacen es lo correcto. 

Por tanto, la primera medida es centrarnos en nosotros mismos, puesto que esta es una situación en la que saldrá airoso “aquel que sepa calmarse, ordenarse y mantener el control de sus recursos”, concreta. 

LA IMPORTANCIA DE LOS GASTOS PRIORITARIOS

José Luis Herrera, analista independiente, va en esta misma línea. A su juicio hay que realizar una lista de prioridades para recortar el gasto durante los próximos meses. Una reducción que en parte se hará “de manera natural”, puesto que en estos momentos la actividad social, a quedado completamente reducida. 

Los gastos empleados en ocio, restaurantes, y demás actividades extraordinarias no se van a producir “por lo que eso ya es capital que no vamos a necesitar emplear y con el que vamos a contar durante el tiempo que dure el brote”, añade Herrera.  

Quintero relata que a este respecto que es fundamental tener claras estas prioridades cuando “estamos en frío”, para que podamos gestionarlas en situaciones como esta, donde reina “el miedo, literal y metafóricamente hablando”. Por eso fija las prioridades presupuestarias a nivel personal en tres.

Una vez vistos estos tres desembolsos como prioridades, todo lo demás puede irse eliminando en la medida en que “veamos nuestra capacidad de pago mermar”, apunta la asesora financiera y experta en neurofinanzas.  

De igual modo, Herrera va en esa misma dirección al afirmar que con ese orden de prioridades nuestro dinero “aguantará mucho más tiempo” y seremos capaces de ver de lo que realmente podemos prescindir”. 

Fuente: https://byzness.elperiodico.com/es/ahorro-e-inversion/20200319/consejos-gastar-lo-menos-posible-pandemia-covid-7896519