He publicado varios artículos sobre los emisores térmicos demostrando (eso creía yo) que no son ni más ni menos eficientes que cualquier otra estufa eléctrica. Que todos los tipos y marcas de estufas, calefactores, convectores, emisores, etc, alimentados por electricidad, convierten –todos ellos- la misma cantidad de vatios consumidos en idéntica cantidad de calor generado. Todos ellos igual. 
 
Aún así, he recibido y sigo recibiendo “comentarios” como el de Belén (y tantos otros que no escriben pero he de suponer que piensan igual) donde dicen, como la citada lectora, que ha leído mis artículos, que los entiende, pero que le quedan dudas. 
 
Voy a transcribir el citado comentario de Belén y luego pasaré a contestar sus dudas, que he destacado yo en negritas. Dice así: 
 
“Buenas tardes, me llamo Belén y he leido con interés el artículo y el resto de los post. Entiendo todo lo que dicen pero me queda una duda. ¿No será que el ahorro energético de los emisores témicos viene por el tiempo que tienen que estar funcionando en relación a los radiadores de aceite tradicionales u otros sistemas para conseguir la misma temperatura? Me explico, si yo quiero tener 5 horas una habitación a 20º, quizás con un radiador de aceite convencional necesite estar conectado casi las 5 horas, pero con uno de ‘calor azul’ u otro fluido térmico consiga esa misma temperatura durante 5 horas estando el aparato conectado sólo 3. No se si me explico pero creo que ahí es donde está el ahorro no en el consumo energético que realiza cuando está conectado que estrá claro que es 1:1.
Saludos. “ 
 
Bien , Belén, dices que has leído y entendido lo que escribo y a continuación me planteas importantes dudas que me demuestran que no lo has entendido. No sé si es que no lo has comprendido o que yo no he sabido explicarme. Voy a coger tu ejemplo de las 5 y 3 horas de funcionamiento a ver si así consigo explicarme para que lo entiendas. 
 
Mi resumen de tu ejemplo es: 
 
  • Quiero tener una habitación 5 horas a 20ºC 
  • Con un radiador convencional se necesitará que esté conectado casi las 5 horas 
  • Con un emisor térmico de “calor azul” u otro fluido térmico quizá se consiga esa temperatura estando el aparato funcionando solo 3 horas 
  • Ahí es donde está el ahorro en el consumo energético, en el menor tiempo de funcionamiento, no cuando está funcionando, que consumen igual 
Pues NO, Belén, No es así. Para conseguir la misma temperatura tienen que estar los dos tipos (o los que sean) el mismo tiempo funcionando con el mismo consumo. Voy a intentar explicártelo de otra manera. 
 
Tenemos la habitación que tu dices, que queremos calentar y mantener caliente durante 5 horas a la temperatura que sea. En el ejemplo, a 20ºC. 
 
Conectamos un emisor térmico de “calor azul” o verde manzana, me da igual, de una potencia de 1.000 vatios (1 KW). Empieza a calentar hasta que llega A 20ºc . Se parea. Al cabo de un rato, vielve a trabajar, se para, etc. Así durante 5 horas. Medimos el tiempo de funcionamiento y nos da, como tú dices, 3 horas consumiendo y 2 horas parado. 
 
El consumo eléctrico habrá sido, en esas 3 horas, 1KW de potencia X 3 horas = 3 KWh. Esos 3 KWh se habrán covertido íntegramente en calor, a razón de 860 Kilocalorías por cada KWh, o sea, se habrán producido 3 horas X 860 Kcal. = 2.580 Kcalorías. Esa cantidad de calor ha sido la que ha calentado la habitación desde su temperatura inicial hasta los 20ºC, y luego en las diferentes conexiones de trabajo del emisor térmico para ir manteniendo la temperatura. ¿Estamos de acuerdo hasta aquí?. Espero que sí. 
 
Pasemos a la segunda parte. Dejamos enfriar la habitación hasta la temperatura inicial que tenía en el primer experimento, quitamos el emisor térmico y metemos otro aparato. Me da igual que sea un convector, un calefactor, un radiador o un bulto con una resistencia eléctrica que proporcione una potencia de 1.000 vatios, o sea, 1 KW
 
¿Qué cantidad de Kilocalorías hemos calculado antes que se necesitaba meter en la habitación en el transcurso de las 5 horas para alcanzar y mantener la temperatura de 20ºC?. Hemos calculado que se necesitaba producir un total de 2.580 Kilocalorías. 
 
¿Con qué aparato? Con un aparato eléctrico cuya potencia sea de 1.000 vatios (1 KW). Bien. Ya lo hemos metido y enchufado. Empieza a consumir electricidad transformándola en calor. ¿Cuántos kWh se necesitarán para producir las 2.580 Kilocalorías necesarias para la prueba?. Dividimos esa cifra por 860 Kilocalorías por KWh y nos da que se necesita 2.580/860 = 3 KWh. ¡Qué casualidad! Se necesitan los mismos KWh que en el primer experimento!. 
 
Entones…resulta que sea el aparato que sea, a igualdad de potencia del aparato y a igualdad de condiciones de temperatura de partida y del tiempo necesario para alcanzar los 20ºC y mantenerlos durante las 5 horas, se consume siempre, SIEMPRE, la misma cantidad de energía…, en nuestro caso, 3 KWh. Sea el calefactor eléctrico que sea. Con aceite, con vino, seco, con ventilador, soplando, más bonito, más feo, más grande, más pequeño, más moderno, más antiguo, de las marca “Malilla, Buenecilla o Cojonudilla”. SIEMPRE IGUAL. No existe en los calefactores eléctricos ninguno que sea más eficiente que otro, que consuma más o menos que otro (siempre, claro está, a igualdad de potencia). 
 
Espero que se haya comprendido esta vez. Si no fuera así, y alguien tuviera dudas todavía, le ruego me deje un comentario en este artículo.