En mi artículo anterior hablaba del “invento” de CALOR 3D, similar a éste de hoy, en el que pretendían hacernos creer que gracias a los rayos infrarrojos, el consumo eléctrico era inferior para dar la misma cantidad de calor. Rebatidos aquellos absurdos argumentos, hoy vamos a analizar la publicidad de este otro nuevo invento, basado en algo parecido al anterior,  y que afirman ahorra entre un 60 y un 70 % de electricidad. Esta vez comienzan diciendo que estos aparatos son de “fabricación alemana, con lo que pretenden reforzar sus explicaciones debido a la seriedad y tecnología germánicas, y que eso les da patente de corso para decir todas las tonterías y barbaridades que se les ocurran. Pero al pretender hacernos comulgar con ruedas de molino, me niego abiertamente a aceptar sus postulados y por eso dedicaré el artículo de hoy a desmontar los falsos argumentos de esa marca: THERMIQ. Añadiré que este enlace me lo facilitó, como el del anterior artículo, el lector DAVID.

Leo en su web TERMIQ: el nuevo sistema de calefacción alemán que “ahorra entre un 60 y un 70 % de la luz” Eso habrá que verlo, por lo que vamos a analizar las frases más destacadas de su publicidad. Pongo en cursiva las frases de THERMIQ. Y pongo por mi cuenta en negritas algunas palabras de THERMIQ para resaltar lo más importante.

Eficiencia energética
Thermiq: el nuevo sistema de calefacción alemán que “ahorra entre un 60 y un 70 %”
ThermIQ es un sistema de calefacción diseñado y fabricado en Alemania y situado en el segundo puesto del ranking de la MKB Innovation Top 100 por su eficiencia energética einnovación. Gracias a los últimos avances tecnológicos, ThermIQ ha conseguido que sea posible ahorrar entre un 60% y un 70% de consumo eléctrico. Estas son las tres características tecnológicas que convierten a ThermIQ en un sistema de calefacción con una excelente eficiencia energética: No dice la cantidad de Eficiencia Energética, ¿De cuantos kilos será? De uno, de dos, de diez, de una tonelada?…Estos de Thermiq dicen que son los segundos dell ranking de la NKB ¿Quién será ese NKB?  Me suena a liga de baloncesto, pero solo entiendo de la liga española y algo de la NBA. Lo siento, pero mis conocimientos sobre ese deporte son limitados…En cualquier caso, la NKB sabrá mucho de baloncesto, pero no puede ser alguien importante, cuando premia a hermiq con el segundo puesto por su invento que hace posible “ahorrar entre el 60 y el 70 % del consumo eléctrico, debido a su “excelente” eficiencia energética, innovación y avances tecnológicos”. Espero que el próximo año le den el Nobel de Física…Respecto a la “excelente” eficiencia energética, sí es excelente, pues COMO TODOS LOS CALEFACTORES ELÉCTRICOS DE RESISTENCIA tienen la misma eficiencia energética: el 100 %. O sea que TODOS consumen lo mismo a igualdad de potencia y de tiempo de funcionamiento: no hay mayor eficiencia energética del 100 %, a menos que haya algún componente que CREE calor por generación espontánea, y eso, en Física, al menos hasta el día de hoy, NO EXISTE, pues como dice la Ley de la conservación de la Energía, “La energía no se crea ni se destruye, solamente se transforma”, Y esa ley Física, es inamovible, y ni siquiera una empresa alemana ni el propio NKB pueden crear energía.
¿Habéis visto alguna vez una Etiqueta Energética en calefacción? NO, NUNCA. No existe, puesto que no se puede superar el 100 % de efectividad en la transformación de energía eléctrica en calor. Un kWh de energía cse convierte en 860 kilocalorías de calor
“ThermiQ ha conseguido que los fotones  se dupliquen por sí mismos.” 

Veamos los tres conceptos en los que basan sus afirmaciones

1.- la “emisión estimulada”, una tecnología exclusiva de ThermIQ que no encontrarás en ningún otro sistema de calefacción.” En efecto, no se encuentra ni se encontrará en toda la galaxia, porque las partículas cuánticas que son los fotones, no pueden parir. No se pueden duplicar, porque la misma Ley de la Física de la que hablé antes, se puede enunciar también para la materia, que tampoco se crea ni se destruye, solo se transforma. Y estos trileros nos dicen, sin avergonzarse, que se reproducen, que de uno salen dos….
“¿Qué es la emisión estimulada? Los paneles ThermIQ no utilizan la electricidad para calentar la estancia, sino que la utilizan para calentar una pasta de cristal que hay en su interior. Desde el principio esta pasta de cristal transmite minúsculos proyectiles o fotones de luz que se dirigen directamente a los objetos y a las personas de la estancia.”Lógico, la electricidad calienta ese cristal que dicen y ese cristal emite los rayos infrarrojos que calientan la estancia. Entonces, ¿Cómo es eso de que para calentar la estancia no se utiliza la electricidad?. A ver si se aclaran…
Pero la particularidad de los paneles ThermIQ es que los fotones tienen la sorprendente capacidad de duplicarse a sí mismos sin necesidad de energía eléctrica adicional. Esto sucede cuando la pasta de cristal alcanza una determinada temperatura. A partir de este momento, cada fotón genera otro fotón igual a sí mismo, es decir, que genera otro fotón con la misma temperatura o con la misma carga energética. A este crecimiento exponencial de los fotones lo llamamos emisión estimulada.” Yo llamaría a este fenómeno “de parir” fotones” CREANDO de la nada nuevos “cuantitos” la llamaría “la emisión estimulada en la cohabitación de los fotones”

“Cuando la pasta de cristal pierde una determinada cantidad de calor, entonces el consumo eléctrico se reactiva con el fin de que la pasta recupere la temperatura que necesita para generar la emisión estimulada

“Pero durante un determinado lapso de tiempo el panel ha sido capaz de calentar sin consumir”. Pues naturalmente: si el cristal está más caliente (porque lo calentó la energía eléctrica consumida) que el resto de la habitación, emitirá calor a todo lo que hay en la habitación. Eso sucede y ha sucedido toda la vida. No hace falta “estimular” a los fotones…“Esta tecnología permite ahorrar entre un 30% y un 35% de energía.” Cuando la placa pierde una determinada cantidad de calor, la placa se reactiva, VOLVIENDO A CONSUMIR ELECTRICIDAD para mantener la temperatura. O sea, vuelve a consumir electricidad como cualquier otro calefactor de resistencia eléctrica. Si pones el termostato a 20 ºC y se desconecta al llegar a esa temperatura, irá perdiendo calor hasta que el termostato, pongamos por caso, desciende un grado, en cuyo momento vuelve a conectarse y consumir electricidad. ¿Dónde está la diferencia con el Thermiq? Al desconectarse seguirá calentando hasta que alcance el diferencial del termostato. COMO TODAS las estufas eléctricas.
2. La segunda característica tiene que ver con que ThermIQ transmite el calor por radiación. Los sistemas convencionales de calefacción transmiten el calor por convección, es decir, que calientan el aire de la estancia. Pero la radiación de ThermIQ permite calentar directamente a las personas y a los objetos. Esta tecnología permite ahorrar un 30% de consumo eléctrico“. Ya estamos otra vez: ¿No habían dicho que era gracias a la multiplicación de los panes y los peces? Perdón quería decir de los fotones, esos animalejos cuánticos, que al parecer viven en promiscuidad… Ahora cambian y dicen que ahorran porque solo calientan los objetos y las personas. Y yo digo: ¿Se ha enterado esa gente que por encima de -273 ºC (cero absoluto)todos los objetos, personas, animales, alfombras, paredes, mesas, carrito de té,  etc, etc., emiten calor, con lo que se consigue poner toda la habitación a la misma temperatura, incluido el aire? Lo que es seguro que cuando se llegue en el ambiente de la habitación a la temperatura prevista en el termostato, el aire se habrá calentado. Es como el calor del sol: no calienta el aire, por lo que en verano solo deberíamos tener calor los objetos, personas, animales, etc. Pero no es así, porque todo calienta: el suelo, el mar, la tierra, el viento, las personas, etc., van calentando el aire. ¿O es que no nos agobia el aire caliente en verano? Pues claro que sí. Pero según estos eruditos de la Física, el aire de las habitaciones no se calienta, con lo que con eso, y con los paros de consumo del aparato por el control del termostato, se consigue “hasta un 60 y un 70 % de menos consumo”. ¡Menuda chorrada!
3. Además, gracias a la tecnología de la radiación también es posible conseguir la misma sensación térmica con 2 grados menos de temperatura, y dos grados menos de temperatura equivale a un 14% de ahorro energético De acuerdo, dos grados menos de temperatura son dos grados menos de temperatura exactamente. Pero eso lo hacen TODOS los aparatos: si rebajas dos grados la temperatura ahorras un 14 % de energía. Y si rebajas la temperatura prevista a cero grados, te ahorras nada menos que el 100 % de consumo. Eso sí que es ahorro, y no las minucias… Pero tiene el inconveniente que te puedes morir de frío.
Espero haber demostrado, una vez más, que en eficiencia energética TODOS los calefactores eléctricos por resistencia, llámense radiador, convectores, estufas, emisores térmicos, etc. etc., con la misma potencia y tiempo de funcionamiento consumen la misma energía eléctrica para llegar a una determinada temperatura y aportan al ambiente LA MISMA cantidad de calor. Eso es así y no como lo disfrazan y engallan los fabricantes espabilados en su publicidad engañosa.
Pero esto no acaba aquí: Me han dejado en mi anterior artículo dos comentarios, uno de EFYCET (Asociación de Fabricantes y Comercializadores de Emisores Térmicos,  y otro de HAVERLAND, donde dicen no estar de acuerdo con mi posición respecto  a los emisores térmicos y que, lógicamente, voy a contestar en breve. Podréis ver sus comentarios y los míos sobre el tema un dñía de estos, en nuevos artículos.